Jue. Abr 25th, 2024

Un anuncio de entregas de armas de EE.UU. a Ucrania rara vez provoca comentarios contradictorios o incluso críticos de los aliados occidentales de EE.UU. Sin embargo, así ha sido desde que la administración Biden reveló el viernes 7 de julio su intención de suministrar municiones en racimo a Kiev, para apoyarla en su contraofensiva. Estas armas, que sueltan pequeñas bombas al explotar, están prohibidas por un centenar de países, pero ni Estados Unidos, ni Ucrania, ni Rusia se han adherido a la Convención de Oslo, que las prohíbe desde 2008.

Lea también: Artículo reservado para nuestros suscriptores Estados Unidos se compromete a suministrar municiones de racimo a Ucrania, a pesar del impacto en la población civil

Poco antes de recibir a Joe Biden en Londres el lunes, en vísperas de la cumbre de la OTAN en Vilnius (Lituania), el primer ministro británico, Rishi Sunak, se desmarcó así de la decisión estadounidense. Recordó que el Reino Unido ha firmado la Convención de Oslo y «desalentar» el uso de municiones en racimo. «Seguiremos haciendo nuestra parte para apoyar a Ucrania contra la invasión ilegal y no provocada de Rusia»precisó.

Misma historia en el lado madrileño. “España, en base a su firme compromiso con Ucrania, también ha adquirido un firme compromiso de no entregar determinadas armas y bombas en ningún caso”dijo el sábado la ministra de Defensa, Margarita Robles. Nueva Zelanda y Canadá han reiterado su oposición a este tipo de equipos: “No apoyamos el uso de municiones en racimo y estamos trabajando para acabar con los efectos de estas armas (…) tienen sobre los civiles, especialmente los niños”comentó el gobierno canadiense.

Por su parte, Francia también reiteró su oposición de principio al uso de este equipo y subrayó su «compromiso de no producir ni utilizar municiones en racimo y de desalentar su uso». “Entendemos el arbitraje alcanzado por Estados Unidos en su deseo de asistir a Ucrania en el ejercicio de su autodefensa frente a la agresión ilegal desatada por Rusia”sin embargo, dijo el Ministerio de Relaciones Exteriores de Francia.

Garantías ucranianas

Ante estas reservas, el ministro de Defensa ucraniano, Oleksii Reznikov, trató de justificar el uso de estas armas, al mismo tiempo que daba garantías. “Nuestra posición es simple: debemos liberar nuestros territorios temporalmente ocupados y salvar la vida de nuestra gente”escribió en Twitter. “Ucrania utilizará esta munición solo para el desempleo de sus territorios reconocidos internacionalmente. Esta munición no se utilizará en el territorio oficialmente reconocido de Rusia. »

Todavía te queda el 34,13% de este artículo por leer. Lo siguiente es solo para suscriptores.